Experimentos en el Backlog

No innovamos. Los agilistas no innovamos… tanto. A fin de cuentas, también somos seres humanos y nos cuesta salir de nuestra zona de confort.
Cuando un equipo decide adoptar Scrum, es habitual que coloque Historias de Usuario en su Product Backlog. En todo el mundo se hace así.

Algo ahí hace ruido: las Historias de Usuario sirven para construir cosas que ya están definidas. Cuando llegan a los equipos de desarrollo, alguien (el Dueño del Producto con los usuarios, por ejemplo) ya descubrió, entendió y detalló lo que se requiere construir. También se lo involucró al equipo de desarrollo, seguramente. Han utilizado buenas prácticas: una tarjeta, varias conversaciones y criterios de aceptación. Todo muy “INVEST”… para luego ir a construir algo. Algo que aportará valor.

Detengámonos ahí. En la certidumbre. Pretendida certidumbre. Pretendida.

Los productos y servicios que se construyen usando Scrum, no suelen tener alcance predefinido. No se sabe qué características agregarán más valor al usuario y al cliente. Por eso, cada vez más equipos utilizan Design Thinking para descubrir de forma temprana y Lean Startup para descubrir de forma evolutiva, aquello que les conviene construir.

En ese contexto de incertidumbre, proponemos colocar Experimentos en los Backlogs.

Así como las Historias de Usuario sirven para aclarar qué se debe construir, un equipo podría (¿debería?) tener en su Backlog, unos cuantos Experimentos. Tantos como dudas e inquietudes tengan. Los mismos le permitirán aprender más y de forma continua, temas relacionados con sus usuarios, las necesidades, el potencial de sus ideas y características. Y ese aprendizaje crecerá a lo largo de todo el proyecto.

Cada experimento tiene su hipótesis. Cada hipótesis supone un camino y un resultado. Pero no sabemos si eso ocurrirá o no. Entonces diseñamos y ejecutamos el experimento más simple posible.

Validamos o refutamos. Y aprendemos.

Las Hipótesis dejan de ser tal cosa. Ese abordaje minimalista y prudente nos provee aprendizaje. Ese aprendizaje nos permite avanzar… o cambiar el rumbo.

Si refutamos una hipótesis, habremos ahorrado tiempo y esfuerzo que hubiéramos dedicado a construir algo que no lo valía.

Por otro lado, una vez validada la Hipótesis de cierto experimento, se hará más visible la conveniencia de avanzar con el desarrollo más profundo de las características en cuestión.

Presentamos, además de la idea, un Canvas de Experimentos, para que los equipos lo utilicen para diseñar sus propios experimentos de forma simple.

Para que cada día haya más Experimentos en los Backlogs de los equipos.


Este artículo fue escrito a partir de la aplicación y refinamiento de estos conceptos en diversos proyectos e iniciativas, por parte de Rodrigo Monelos y Pablo Tortorella, Agile Coaches de Kleer.


Anuncios

Un pensamiento en “Experimentos en el Backlog

  1. Pingback: Las conexiones que me dejó #Agiles2016 | Dev Jungle Gym

Comentarios, Ideas, Críticas constructivas, Feedback?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s